sábado, 24 de noviembre de 2018

Muchos cubanos molestos por reducción en frecuencia de telenovela brasileña

A partir de esta semana, la telenovela brasileña aparecerá solo martes y jueves, una decisión de la Televisión cubana que ignora los índices de audiencia y gusto. Así, los foros de internet donde los televidentes pueden expresarse destilan ácido porque la decisión parece arbitraria, de ordeno y mando, para imponer, con forzado proteccionismo, el producto nacional por encima del extranjero.

Desde hace largos meses la telenovela brasileña está ocupando el horario de privilegio, todos los días. Y tal decisión estuvo condicionada por la crisis de producción del dramatizado nacional, dicho en otras palabras, no había telenovela cubana que poner al aire y la brasileña cubrió el hueco.

Perentoriamente, la producción nacional ha mejorado: los sábados, luego de Amores y esperanzas, salió al aire ConCiencia, mientras que a partir de esta semana, los lunes, miércoles y viernes, está saliendo al aire Vidas cruzadas, bate emergente ante la desaparición momentánea de la censurada Más allá del límite, que debe esperar hasta febrero, luego de que los censores la despojen de todo lo que consideren “peligroso” como el simple hecho de mostrar un profesor inescrupuloso.

Al público insatisfecho solo le queda dar la perreta en los foros de internet, o llamar por teléfono al ICRT, para protestar contra la arbitraria medida de la Televisión. Mientras tanto, solo queda resignarse a la decisión de los burócratas y disfrutar dos veces a la semana de Sol Naciente, la nueva telenovela brasileña, desarrollada en clave de comedia romántica, predecible desde los primeros cinco capítulos, donde ya se anuncia que habrá una historia de amor entre estos dos amigos de la infancia.

Simplona y colorida, y poquísimo contenido para ¡175 capítulos! Sol Naciente salió al aire en Brasil en el horario reservado para toda la familia. La trama tiene lugar en Arraial do Sol Nascente, una ciudad costera turística (ficticia) con bellas playas y ambiente fiestero, un lugar donde abundan motociclistas, roqueros y surfistas. Los protagonistas son Alicia (Giovanna Antonelli), una muchacha madura criada por inmigrantes japoneses, y Mario (Bruno Gagliasso), joven inmaduro nieto de un matrimonio de inmigrantes italianos. Por supuesto que el amor de los protagonistas sufre las conspiraciones de César (Rafael Cardoso), quien intenta separarlos hasta poco antes del letrero que anuncia el Fin.

Sol  Naciente salió al aire, en Brasil, entre 2016 y 2017, y fue criticada por algunos medios locales (los pocos que todavía le exigen cierto rigor a la telenovela) a propósito de la manera estereotipada como se muestra a italianos y japoneses. Pero esto es lo que hay. Nada que reclamarle a quienes exigen algo tan simple como la satisfacción del televidente, que muy bien pudiera disfrutar de ambas novelas, nacional y extranjera, todos los días, en diferentes horarios.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario