viernes, 12 de julio de 2019

Pese a diferencias con las autoridades, vuelve el festival Havana World Music

El festival internacional de música alternativa Havana World Music volverá a celebrarse, a pesar de que sus organizadores habían comunicado que dejaría de realizarse debido a diferencias con las autoridades cubanas.
La cantante Eme Alfonso, directora del evento, había anunciado en marzo pasado que el festival concluía porque el cambio de sede, impuesto a última hora por los funcionarios estatales, había provocado un "clima de inseguridad e incertidumbre" entre el equipo del HWM.
En esa ocasión, los conciertos que fueran previstos para la sede habitual del Parque Metropolitano de La Habana, fueron trasladados al Salón Rosado de la Tropical, a pesar de la oposición de los organizadores.
Sin embargo, Alfonso comunicó que la Séptima edición del Havana World Music se realizará del 26 al 28 de marzo de 2020, según reportó la publicación OnCuba.
Como antesala del encuentro, el 27 de julio comenzarán las fiestas HWM, con las que sus organizadores pretenden contribuir al financiamiento del venidero festival.
Ese día, en la Casa de Cultura de Plaza, se presentará la banda Toques del Río y el dj Iván Lejardi, entre otros.
Havana World Music, que ha convocado a miles de jóvenes a sus conciertos, es el único espacio en Cuba que durante seis años ha ofrecido a exponentes de la llamada World Music.
A pesar del discurso antihegemónico y muy crítico con las industrias culturales globales del Gobierno cubano, el HWM es una iniciativa que ha sido organizada de manera independiente, con el auspicio del Centro Nacional de Música Popular y el Instituto Cubano de la Música, pero también de la Fundación SGAE de España, varias embajadas como la noruega y británica, y empresas como Ron Legendario, Havana Club o PDVSA.
El festival ha traído a La Habana a bandas como Earth, Wind & Fire, y en la edición de 2018 supuso el regreso del célebre grupo cubano Orishas a los escenarios de su país tras nueve años de ausencia.
Eme Alfonso explicó que la idea de este festival se gestó a partir del proyecto Para mestizar, que recogió en un vídeoclip documental una investigación sobre los orígenes étnico culturales de Cuba desde las raíces africanas y españolas hasta las chinas y judías.
Dijo además que entre sus objetivos está el propiciar un contacto directo con el público joven con la inclusión de artistas internacionales para lograr "un encuentro real" entre diferentes culturas y que se vea en La Habana "la esencia" de las músicas del mundo.
En paralelo a los conciertos, el programa incluye espacios dedicados al body art, el grafiti y diversas manifestaciones de la danza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario